Que pasa si no duermes un día entero: 24 horas sin descanso

El dormir es una actividad esencial para los seres humanos. Este periodo de descanso es vital para poder reparar nuestras fuerzas, permitir que las funciones naturales de nuestro organismo reparen todo por dentro.

Algunos dicen que es recomendable dormir por 8 horas, otros que con 5 bastan, pero eso ya dependerá del autor. Lo que es cierto que descansar todas las noches es importante, ¿qué pasa si no duermes un día?

Es decir, que no vayas a dormir durante 24 horas, ¿qué es lo que sucede dentro de tu organismo, que consecuencias puedes llegar a tener?

¿Por qué no dormirías por un día?

que pasa si no duermes un dia

El descanso por las noches no solo es placentero, sino también es necesario. ¿Qué situación causaría que dejes de dormir por tanto tiempo?

Existen muchas situaciones por las que puede llegar a pasar algo así:

  • Una emergencia familiar, en donde tengamos que acudir al hospital. Es probable que gracias a esta situación, no podamos regresar a casa a descansar. Que tengamos que permanecer activos durante todo un día.
  • Por una situación de trabajo, en donde deberás realizar labores sin parar. Puede ser que tengan un encargo fuerte en la empresa o algo que no pueda esperar. Por lo que deberás de trabajar sin descanso.
  • Y llega a pasar también por ocio. En donde sigas y sigas la fiesta sin parar, por lo que de repente las horas vuelan. No descansar, simplemente sigues por que la diversión no parece parar.

Sin innumerables las situaciones por las que podríamos no dormir, algunas buenas y otras malas, pero ninguna justifica el llevar ese estrés al cuerpo.

¿Qué pasa si no duermes un día?

Debes saber que no es especialmente difícil dejar de dormir un día. Si es necesario hacerlo, tu cuerpo podrá aguantar con más o menos energía. Pero tal vez lo más peligroso es terminar por volverlo una costumbre.

Algunas consecuencias son:

Nerviosismo e irritabilidad.

Al pasar tanto tiempo despierto, tus nervios comenzarán a verse alterados. No estarás ya de buen humor, cualquier cosa te molestará y podrías ser incluso alguien indeseable para quienes se encuentran a tu alrededor.

Es difícil mantener el buen humor, porque cuando estás cansado llegan alteraciones nerviosas.

Aumenta la ansiedad.

Es posible que estés en vela por una situación difícil, pero también es cierto que mantenerse despierto lo único que logra es aumentar la ansiedad. No será fácil que te controles a ti mismo  o a ti misma.

Es por eso que incluso en situaciones difíciles, como por ejemplo de hospital, se les recomienda ir a dormir aunque sea un rato. Porque solo aumentará la ansiedad en la persona.

Disminuyen la memoria y los reflejos.

Si te encuentras realizando una actividad que requiera reflejos, como por ejemplo manejar, cada vez será más peligroso. No puedes lograr reaccionar como deberías, cada vez todo será más lento y puede provocar accidentes.

Lo mismo pasa con la memoria, será más difícil recordar cosas. Incluso para lo que ya sabes, tratar de recordarlo será también complicado. En general, no podrás estar al 100% a la hora de poder utilizar tu mente.

Tienes más hambre.

Si te preocupa tu figura, debes saber que al no dormir de forma adecuada, también aumentará la probabilidad de comer mucho. Conforme avanza el día, tu cuerpo terminará por estar pidiendo más contenido calórico.

Y suma a esto que podrías ya tener la ansiedad muy elevada, por lo que podrías terminar por tomar alimentos como una forma de poder reducir esa sensación tan molesta.

Se debilita tu sistema inmunitario.

Si no duermes, es más probable que puedas adquirir ciertas enfermedades. Por ejemplo, eres más propenso a poder tener catarro. Todo gracias a que tu sistema inmunológico se debilita debido a que no lo dejas descansar.

Al dormir, se producen unas proteínas llamadas citosinas, que son las encargadas de fortalecer este sistema. Por supuesto, al no dormir no dejas que se produzcan, bajando tus defensas.

¿Dormir una pequeña siesta ayuda?

Algunas personas se preguntan si pueden pasar todo un día sin dormir, pero teniendo una pequeña siesta de 20 minutos en medio. Cerrar un momento los ojos, solo para poder seguir con sus actividades.

Es verdad que eso puede ayudar a reponer un poco las fuerzas. Pero para nada podrá suplir algunas horas de sueño. Es más, en algunos casos esa pequeña siesta simplemente mostrará el cansancio que traes.

Porque te acuestas y luego de esos minutos se te hará terriblemente pesado levantarte. Tu cuerpo pedía el descanso a gritos.

Una siesta te puede ayudar, pero no suplirá a un sueño reparador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.